Sabías que tomamos muchas decisiones impulsadas por el olfato? El olor de tu empresa puede ser un factor determinante a la hora de la toma de decisiones de los clientes potenciales. Para cuidar el aspecto del espacio no es necesario un equipo profesional, se puede realizar de forma individual como trabajador del negocio.

Para demostrar que el entorno está cuidado, no nos sirve únicamente tener un ambientador de olor, ya que este es un además a tener presente en el espacio. La limpieza y la higiene del local son la base de hacer de la sala un lugar agradable.

Una vez limpia y ordenada la oficina o espacio, se podrá aplicar un ambientador para dar un toque personalizado a tu negocio. De modo que, escoger el olor para tu empresa es un elemento clave, que hará que los clientes recuerden el negocio por ese olor olida. En términos empresariales se habla de marketing olfativo.

Desde Ambisist os animamos a tener un espacio acogedor y limpio, con un olor personalizada y que defina los valores de la empresa.